La rosa…

El la mira… indeciso.. es cuestión de vida o muerte para él… ya no puede más… lo que siente hace que le explote el pecho cada que la ve… Ella por supuesto… no sabe de su existencia… esta con sus amigas… se ríe a lo lejos… y aunque es a lo lejos el siente una ola de emociones solo de escucharla… espera pacientemente a que las amigas se vayan… y se acerca tímidamente.. tratando de esconder la rosa que él trae para ella…

 

Ella no lo sabe aún… pero aquel chico tímido que se acerca… viene a ofrecerle el corazón… Ella sonríe al voltear… siempre atenta y agradable con la gente… aunque un poco extrañada por los balbuceos del chico… que al parecer muere de nervios…

Tratando de sobreponerse al miedo y pavor intenta expresarse lo mejor que puede… pero las palabras se le atoran en la garganta… como puede termina las palabras… y le extiende la rosa…. junto con su corazón…. Ella finalmente comprende… acepta la rosa y sonríe… mientras la huele… Él ve esto y siente relajado por primera vez en muchos días… horas y horas pensando exactamente que decir… y hoy no salió nada como él lo pensaba… sin embargo… ella oliendo su rosa mientras sonreía… finalmente siente un gran peso fuera de sus hombros…

Te gustaría salir el viernes? Pregunta él… Ella juega con la rosa cerca de su cara y no deja de sonreir…. y le dice: Tal vez… deja lo pienso… mientras le guiña un ojo…

¿Continuará?

—-Hojas sueltas de vida—- *** Cike ***

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *